La Gran Misión Abastecimiento Soberano comenzó este martes el despliegue en nueve parroquias de Caracas para inspeccionar y resguardar el buen funcionamiento de 225 panaderías en el municipio Libertador, de las cuales ya llevan fiscalizadas 166.

El superintendente Nacional para la Defensa de los Derechos Socioeconómicos, William Contreras, informó que las panaderías en Venezuela podrían ser multadas con 10 y 50 mil Unidades Tributarias (UT), por insalubridad, condiciones de especulación o deficiente atención al cliente.

José Adelino Ornelas Ferreira, jefe de la Redi Región Capital, lo acompañó en esta tarea. «Le ha tocado en esta nueva etapa de fiscalizaciones a aproximadamente más de 223 panaderías, estamos hablando de más 1.100 funcionarios, entre personal de la Fuerza Armada Nacional Bolivariana, 180 fiscales de la Sundde, compañeras de la asociación nacional de mujeres, compañeros de la Contraloría Sanitaria y Sunagro», dijo.

«No vamos a salir de estos espacios, porque entendemos que es una batalla muy dura, en la que hay intereses políticos detrás de las distribuciones del trigo panadero, que no quieren que el pueblo venezolano y, en este caso, del pueblo caraqueño, pueda acceder a un producto que culturalmente, consume de manera cotidiana», afirmó. Contreras denunció que la distribución de trigo panadero es desigual, lo que favorece a unos sectores por encima de otros. Son 80 grupos de trabajo que van a estar en estas labores por varios días. «Esto es para que las panaderías sepan que hay un gobierno decidido y comprometido con garantizar los derechos de los venezolanos y las venezolanas».

Fuente: El Regio Deporte